.

.

.

el sabroso oficio / del dulce mirar Góngora – ¡Qué difícil es entender la belleza! Günter Eich

miércoles, 30 de junio de 2010

Klimt y los autorretratos

Dos jóvenes con un (1892)


Retrato de una dama (1894)


Gertha Felsöványi, detalle(1902)


Joven con velo azul (1902)


Fritza Riedler, detalle (1906)

Retrato de Eugenia Primavesi (1913)


Amigas


Dama con abanico (1917-18)



Como contraste con los autorretratos de Egon Schiele publicados aquí hace poco, estas palabras de su amigo Gustav Klimt sobre por qué no se retrataba a sí mismo:


No existen autorretratos pintados por mí. No estoy interesado en mí mismo como «tema de un cuadro». lo que me interesan son otras personas, las mujeres y, sobre todo, otros fenómenos. Estoy convencido de que, como persona, no soy particularmente interesante. No soy nada especial que se deba contemplar... El mundo tendrá que arreglárselas sin mi autorretrato artístico o literario, lo cual no es asunto para lamentarse. Cualquiera que quiera saber algo sobre mí como artista, que es el único aspecto interesante, tendrá que contemplar detenidamente mis cuadros y extraer de ellos lo que soy y lo que quiero.

Gustav Klimt


Todos los cuadros de Klimt, así como el dibujo, y muchos más, en freeparking.



Lilith (Nena Venetsanou) / Νένα Βενετσάνου - Λιλήθ



La cantante griega Nena Venetsanou canta Lilith (Λιλίθ). Un descubrimiento fortuito de hace ya unos cuantos años con su disco Icones. En él figuraba esta canción.

En Grecia a Nena Venetsanou se la considera como una de las más grandes cantantes de su tiempo. Una voz de timbre especial, flexible y potente, enérgica y sorprendente, profunda y bella, creadora de un estilo ejemplar de interpretación que busca el equilibrio entre la técnica clásica y la canción popular.

Ha trabajado con los compositores más importantes de su país (Hadjidakis, Mamangakis, Théodorakis...).

Nombrada "Voz de Oro" de los años 80, fue reclamada por numerosos festivales de Europa (Londres, Ginebra, Brujas, Barcelona...).

En Francia creó junto al Théâtre de la Méditerranée "ODYSSÉE 86". Y en el 1992, obtuvo el prestigioso premio de la Academia Charles Cros con el espectáculo "Sapho de Mythilène".

Nena Venetsanou se orienta hacia un estilo de canción que combina la sabiduría con la popularidad. Inspirada por la época de oro de la canción griega de los años 60 y 70, ella reencuentra las raíces musicales potenciándolas hacia los orígenes mismos del canto bizantino. Un estilo abierto a todas las posibilidades, que explota con este dominio especial y esta seguridad tranquila que llamamos talento.

Ha colaborado con Lluis Llach y con Maria del Mar Bonet.


Un verso de Herberto Helder

Fotografía de zseike


Un verso del poeta portugués Herberto Helder:


El rostro espera en su abismo animal.




O rosto espera no seu abismo animal.



martes, 29 de junio de 2010

"El tiempo es una llanura" (Manuel Altolaguirre)

Altolaguirre, en Valencia en 1937, unos meses después
de la publicación de la segunda edición de Las islas invitadas

El poeta Manuel Altolaguirre nació en Málaga el 29 de junio de 1905. En septiembre de 1910 muere su padre y en el mismo mes de 1926, su madre. En la antología de la poesía española que hizo Gerardo Diego en 1932, declara el poeta: "La fecha más importante de mi vida: el 8 de septiembre de 1926". Su recuerdo estará siempre latente en él, y se manifiesta en varios de sus mejores poemas. La idea de la muerte, fundamental dentro de su obra poética, no le abandonará ya  nunca.

Datos tomados de la edición de Las islas invitadas hecha por Margarita Smerdou Altolaguirre para Clásicos Castalia, 1972.

En su primer libro, titulado, se nota mucho la influencia de Juan Ramón Jiménez, pero pronto se hace permeable a los influjos de compañeros de generación como Salinas, Aleixandre, Prados, Lorca, etc.

Exiliado en México tras la guerra civil, Manuel Altolaguirre, del que no podemos olvidar su importante labor como editor e impresor, acabó en el mundo del cine como productor y guionista. Volvió a España en 1959 para presentar una película suya y murió en Burgos tras sufrir un accidente de automóvil.

El tiempo es una llanura
y mi memoria un caballo,
jinete suyo yo voy
a oscuras por ese campo
sin detenerme en recuerdos
fugaces como relámpagos.
Mi caminar por el tiempo
tan sólo tiene un descanso
en el año de tu muerte
—isla de luto y de llanto—.
Plaza de mármoles fríos
y luna yerta. Me paro,
deteniendo mi memoria
desbocada, con espanto.
Junto al ciprés de tu sueño,
para verte, descabalgo.
No son recuerdos, que es vida,
verdadero el diálogo
que contigo tengo, madre,
cuando aquí nos encontramos.


Portada de la segunda edición de Las islas invitadas
(la primera, Las islas invitadas y otros poemas, es de 1926)

DEDICATORIA

Imprimiéndose esta nueva edición en dramáticos días de lucha, la dedico con todo entusiasmo y gratitud a los heroicos defensores de la libertad y la democracia.
Pequeño tributo para quienes ofrecen a todo poeta fuente de inspiración y espejo de sacrificio.
Ojalá mi obra futura responda por completo a los nobles estímulos que la conducta del pueblo despierta.

El autor

Julio 1936

El infinito (Giacomo Leopardi)

Manuscrito de El infinito


Siempre caro me fue este yermo collado
y este seto que priva a la mirada
de tanto espacio del último horizonte.
Mas sentado, contemplando, imagino
más allá de él espacios sin fin,
y sobrehumanos silencios; y una quietud hondísima.
Tanta que casi el corazón se espanta.
Y como oigo expirar el viento en la espesura
voy comparando ese infinito silencio
con esta voz: y pienso en lo eterno,
y en las estaciones muertas, y en la presente viva,
y en su música. Así que en esta
inmensidad se anega el pensamiento
y naufragar en este mar me es dulce.

Giacomo Leopardi


Sempre caro mi fu quest'ermo colle,
E questa siepe, che da tanta parte
De l'ultimo orizzonte il guardo esclude.
Ma sedendo e mirando, interminato
Spazio di là da quella, e sovrumani
Silenzi, e profondissima quiete
Io nel pensier mi fingo, ove per poco
Il cor non si spaura. E come il vento
Odo stormir tra queste piante, io quello
Infinito silenzio a questa voce
Vo comparando: e mi sovvien l'eterno,
E le morte stagioni, e la presente
E viva, e 'l suon di lei. Così tra questa
Infinità s'annega il pensier mio:
E 'l naufragar m'è dolce in questo mare.

Leído en Leopardi. Estudio y antología poética bilingüe de Antonio Colinas, Júcar, Colección Los poetas, Gijón, 1974 (hay una 2ª ed. de 1985).

El conde Giacomo Taldegardo Francesco di Sales Saverio Pietro Leopardi (1798 -1837) fue un poeta, filósofo, filólogo y erudito italiano del Romanticismo. Nació un 29 de junio.




lunes, 28 de junio de 2010

Virginia y su mamá

Virginia Woolf


Virginia en el regazo de su madre (1884)


Julia, la madre de Virginia Woolf, fotografiada por su tía, Julia Margaret Cameron


Paraíso ahora (Pablo Guerrero)



Qué alegría la de esta canción de Pablo Guerrero. De un disco lleno de buenas canciones, A tapar la calle, con solera (1979), que resiste como si nada. Casi todo escrito y musicado por Pablo. Con sol de junio, o con tormenta, "Paraíso ahora"...

PARAÍSO AHORA

Tu cabeza está llena de bicicletas blancas,
tu corazón un tren desbocado y oscuro.
Por tus venas galopan caballos alarmados.
Amas el sol y el riesgo, el fuego y el futuro.

Islas hay en el tiempo donde vivir querrías
y pueblos donde son las tareas comunes
En la escuela se aprende a manejar cometas
y a vivir que es lo mismo lo mío que lo tuyo.

Y sales a la calle y la ciudad te niega,
y dos y dos son cuatro y mañana hace frío
y hay una chimenea debajo de tu cama
y alguien dictando normas dentro de tu bolsillo.

Y en la pared escribes tu granada de sueños,
tu estallido de nuevos horizontes auroras.
Y tu imaginación contra la gris costumbre
pide la vida es nuestra, paraíso ahora.





domingo, 27 de junio de 2010

Una moneda atrapada en una calle argentina

Fotografía de Gonzalo B. Sáenz

Dejo el texto de Gonzalo B. Sáenz que acompaña a la fotografía tal cual. Ahora, toca sumarle tres años. ¿Seguirá allí esa moneda? (Título original,  Stuck in a moment).

31 años. Tal vez esta moneda quedó atrapada en el tiempo poco después que yo recién nacía, en plena dictadura militar, 1977.

Pasó desapercibida por muchas personas porque nadie intentó quitarla y en algún momento se olvidaron de ella. Pero ella sigue ahí, atrapada en el tiempo. Atrapada en una época oscura viendo como todo a su alrededor cambia y se olvida.

Lamentablemente para muchos de los chicos que pasan por ahí para ir al colegio, no signifique mucho o ni siquiera les haga acordar algo de lo que cada día se habla menos, el pasado.

Ahí está. Una moneda que vale el recuerdo. Atrapada en un momento.

Gonzalo B. Sáenz, 27 de junio de 2007

Bailar (Manuel Vicent + Duke Ellington)

Fotografía de Edward Olive


BAILAR

El amor es como un cigarrillo que se quema a medida que se va acercando a los labios, dice la canción. Venimos de una oscuridad y de un silencio infinitos. Salimos a la luz en un punto del universo donde se está celebrando un baile, en el que se nos obliga a danzar, unos arreados por el látigo, otros al son de ese blues de Duke Ellington, que cantaba Yvie Anderson, mientras damos unas cuantas vueltas al sol, no muchas, ochenta y tantas en el mejor de los casos. Luego nos apeamos de esa noria y penetramos de nuevo en otra oscuridad infinita.

La vida se quema en el aire como la brasa de un cigarrillo que se fuma siempre por última vez entre dos silencios infinitos. Volver a nacer, tal como somos, es un imposible matemático, por eso hay que considerar un milagro el haber sido invitados a este baile. Aunque haya pocos motivos para alegrarse de semejante destino, mucha gente está empeñada en que esta fiesta sea lo más placentera posible y merezca la pena haber estado vivo. Los oráculos no dejarán nunca de recitar las desgracias que van a venir, pero si uno trata de pasar algunos ratos agradables en este planeta la primera regla consiste en no estropearlo más de lo que está.

Puede que la sabiduría consista en contemplar la forma en que la brasa se acerca a nuestros los labios y convertir ese suceso en una ficción maravillosa y perenne. Esa brasa contiene todas las pasiones humanas que inspiraron a Esquilo y a Sófocles, la locura que desarrollaron los personajes de Shakespeare y toda la belleza. La pantalla de plasma del televisor ha sustituido a la antigua palestra de los teatros griegos y romanos o al Globo de Londres donde se rifaban pollos en el patio de butacas mientras los reyes shakesperianos se apuñalaban en el escenario. Todas esas pasiones están condensadas en tres minutos de telediario, el tiempo que necesita la brasa para acercarse a tus labios. La realidad es una simple representación en forma de algodones azules y rosas, que sirven lo mismo para representar los cuerpos destrozados por la bomba de un suicida que los caderazos que da una modelo en la pasarela contra el destino. Hemos venido a este mundo a bailar. Unos bailarán arreados por un látigo, otros lo harán mecidos por un blues que les llenará de dulzura los cartílagos. Es verano.

Manuel Vicent (El País, 27-6-10)


No es un blues, sino un foxtrot, pero qué más da: Ivie Anderson canta Chocolate Shake
con la Orquesta de Duke Ellington. Año: 1941.




Josh George















Conocí la obra de Josh George por la portada de un disco de Path Metheny y las reproducciones de su obra en el cuadernillo del mismo.

Ésta es su página y éste su blog.




sábado, 26 de junio de 2010

Tal día como hoy, Peter Lorre



M, el vampiro de Düsseldorf (M, 1931), de Fritz Lang


Lorre fotografiado por Yousuf Karsh


Con Sidney Greenstreet y Mary Astor en El halcón maltés (1941), de John Huston


Con Humphrey Bogart en Casablanca (1942), de Michael Curtiz


Peter Lorre (nacido László Löwenstein) Rózsahegy, Imperio austrohúngaro, actual Ružomberok, Eslovaquia; 26 de junio de 1904 - Hollywood, Estados Unidos; 23 de marzo de 1964) fue un actor de cine y teatro austríaco de origen húngaro.


Fotografías y noticia del aniversario en Film Noir, donde pueden verse más fotografías.

4 retratos de Johannes Schwab












Cuatro retratos del fotógrafo alemán Johannes Schwab.


I Remember Clifford (Lee Morgan)



El trompetista de jazz Clifford Brown murió en un accidente de circulación el 26 de junio de 1956 a los 25 años. Su amigo y compañero en la banda de Lionel Hampton, el saxo tenor y compositor Benny Golson, escribió "I Remember Clifford", que se convirtió rápidamente en un standard, pues muchos músicos la interpretaron como una manera de sumarse al dolor por la pérdida de Brown.

De esta pieza, dijo el propio Golson que le ocupó durante varias semanas, pues nunca había escrito nada parecido, y deseaba crear una melodía que el publico asociase con Brown.

La versión es de Lee Morgan (trompeta), Gigi Gryce (saxo alto), Benny Golson (saxo tenor), Wynton Kelly (piano), Paul Chambers (bajo), Charlie Persip (batería)


Clifford Brown


viernes, 25 de junio de 2010

Sontag + Leibovitz

Susan Sontag por Annie Leibovitz



Annie Leibovitz por Susan Sontag




(Encontrado en  Aikun)




Casita de chocolate (Ana Merino)

Strawberry Girl (Fotografía de Maya Baliashvili)

CASITA DE CHOCOLATE

Una casita de chocolate
para las niñas
que se pierden en la playa.

La pared de azúcar de un hotel,
y el abrazo mortal de un alacrán
que sólo clava
su garfio de veneno por la espalda.

Una casita de chocolate
para las niñas
que se van con los piratas
pensando que son princesas
y terminan cepillando las cubiertas
de navíos encallados en la arena,
vistiéndose con las ropas
que roban a los ahogados.
Una casita que se deshaga en la boca,
que les quite la amargura
de saberse condenadas
a vivir en la deriva
en un cofre de añoranzas.
Una casita en el bosque
escondida en las montañas,
donde no lleguen los barcos.
Un paredón de silencio,
un herida que no sangra
y el olor a chocolate
como un esmalte de rabia
coloreando las uñas
de una bruja enamorada.

Ana Merino


Poema de su libro Juegos de niños (2003), recogido en la antología Última poesía española (1990-2005). Edición y selección de Rafael Morales Barba. Clásicos Marenostrum, 2006.




jueves, 24 de junio de 2010

Historia de la democracia (Antero de Alda)



Ya hemos tenido por aquí a Antero de Alda con otro poema visual, Puzzle.

Creo que se entiende sin problemas, pero, por si acaso, traduzco: Libertad oprimida / Opresión consentida.

Y aprovecho para recomendar, de nuevo, su muy interesante y completísima página, Câmara Antiga. Muy buenos textos y excelentes fotografías. Mucho para disfrutar y aprender.


En el cuerpo (Ferreira Gullar)

Materia de poesía (Fotografía de Juca Filho)



EN EL CUERPO

¿De qué vale intentar reconstruir con palabras

lo que se llevó el verano
entre nubes y risas
junto con el periódico viejo por los aires?
El sueño en la boca, el incendio en la cama,
la llamada en la noche
son ahora tan sólo esta
contracción (este destello)
de maxilar dentro del rostro.

La poesía es el presente.

Ferreira Gullar



NO CORPO

De que vale tentar reconstruir com palavras

o que o verão levou
entre nuvens e risos
junto com o jornal velho pelos ares?
O sonho na boca, o incêndio na cama.
o apelo na noite
agora são apenas esta
contração (este clarão)
de maxilar dentro do rosto.

A poesia é o presente.

Poema del libro Dentro da noite veloz (1962-1975), incluído en Toda Poesia, José Olympio Editora, Rio de Janeiro, 14ª edição.


(Traducido por El transcriptor)


Poeta y crítico de arte brasileño. Nacido en São Luís, capital del estado de Maranhão, con el nombre de José Ribamar Ferreira. En 1951 marchó a Río de Janeiro, donde entró en contacto con Mário Pedrosa y con un grupo de jóvenes artistas, y comenzó a trabajar como revisor y después redactor en las revistas O Cruzeiro y Manchete, en el Diário Carioca y en el suplemento dominical del Jornal do Brasil. En 1954 publicó Luta corporal, emblema de la poética brasileña, y en 1958 salió a la luz Poemas. Participó después en el movimiento de la poesía concreta de São Paulo. En 1959 fundó el neoconcretismo y publicó el ensayo Teoria do não-objeto, referencia obligatoria sobre arte brasileño. A partir de 1961 abandonó la vanguardia y se volcó hacia la cultura popular a través de la creación del Museo de Arte Popular y de la publicación de Romances de cordel (1962-1967). En 1963 fue nombrado presidente del Centro Popular de Cultura (CPC). Con la instauración del régimen militar en Brasil, en 1964, se afilió al Partido Comunista. En 1971 marchó al exilio en Moscú, Santiago de Chile, Lima y Buenos Aires. En 1977 regresó a su país. Poema sujo (Poema sucio, 1976) es otro hito de su obra. Entre sus restantes obras cabe destacar los libros de poemas Na vertigem do dia (1980), Barulhos (1987) y Muitas vozes (1999), la colección de cuentos Cidades inventadas (1997), los ensayos Indagações de hoje (1988) y Argumentaçaõ contra a morte da arte, y el volumen de memorias Rabo de foguete: os anos de exílio (1998).


Añado que el pasado 31 de mayo Ferreira Gullar recibió el más prestigioso premio literario del mundo de lengua portuguesa, el Premio Camões. El jurado destacó "la nota personal de lirismo" y los "valores universales" de su obra.

El ataúd del Mojado (Pepetela)



EL ATAÚD DEL MOJADO

El señor Belarmino Moreira nació en la ciudad de Oporto, ciudad que él nunca nombraba con la designación oficial, sino con la cariñosa de "Invicta". El feliz acontecimiento que lo trajo al mundo ocurrió en 1918, un día que culminaba una semana entera de lluvia ininterrumpida en la Península Ibérica y alrededores. Por eso el río amenazaba con superar los muros y obstáculos que a lo largo de la Ribera había acumulado la gente a fuerza de brazos y también de los músculos de los mulos, para evitar la inundación. Trabajo excesivo y prácticamente inútil, pues en el momento en que su madre lo empujó hacia la vida al aire libre, Belarmino escapó de las manos cansadas de la partera y se hundió por primera vez en las aguas del Duero, que por aquel entonces ya subían veinte centímetros sobre el suelo de la casa. Por eso, su primer nombre no fue Belarmino, como lo conoceremos más tarde, sino "Mojado", como lo llamaron para siempre en su ciudad natal. Su padre, vagamente adepto de la masonería y declaradamente anticlerical, encontró en el acto un pretexto para no permitir que fuese bautizado, ya tenía suficiente agua, pobrecito, que apenas salió del calor reconfortante del vientre materno se hundió en seguida en el Duero pardo y helado.

Mucho más tarde hablaría siempre en broma de su primer nombre de Mojado. Pero describía con supersticiosa reserva, ya muy en serio, la primera visión que tuvo de otra crecida del Duero, a los cuatro años de edad. La visión que para siempre lo marcó fue la del cadáver de un hombre mientras pasaba en el río que corría, hinchado, por delante de su casa. Siempre asoció las crecidas del Duero con ese instante de mudo terror. Y registró, con notable precisión, el infortunio desmedido de pasar silenciosamente delante de una ciudad sin un ataúd que resguardase la cara muerta y pálida de las curiosas miradas de los demás.

Pepetela


Traducido por El transcriptor de Contos de Morte (Pepetela), Edições Chá de Caxinde, Luanda, 2008,


Artur Carlos Maurício Pestana dos Santos, más conocido por el seudónimo de Pepetela, (1941) es un escritor angoleño.

Licenciado en sociología, ejerce la docencia en la Facultad de Arquitectura de la Universidad Agostinho Neto de Luanda. En 1997, fue galardonado con el Premio Camões por el conjunto de su obra. Fue el autor más joven que recibió este premio.

Pepetela en Vidas Lusófonas (en portugués)



miércoles, 23 de junio de 2010

Noche de San Juan (Felipe Benítez Reyes)

Fotografía de Yubal Oliveras


NOCHE DE SAN JUAN

Qué secreta y hermosa
es la noche festiva para aquel
que no tiene pasado: un tiempo frío
dentro del corazón.
Qué exacta noche
de fuego y juventud.
Qué diferente
ya de cuando éramos
aquellos que en la sombra
furtivos se besaban y reían.

Las muchachas se obsequian como entonces
y los amigos beben en una copa igual
a la que ya apuramos cuando fuimos
como estos que ahora se adueñan de la vida.

Felipe Benítez Reyes


Paraísos y mundos [Poesía reunida 1979-1991 y otros poemas] (Felipe Benítez Reyes), poesía Hiperión, 1998, 2ª edición.


Autorretrato con pasaporte judío (Felix Nussbaum)

Art Knowledge

Felix Nussbaum (1904-1944) fue un pintor judío-alemán surrealista que ilustró el Holocausto, del que fue víctima.



Ava de rojo y en blanco y negro



Oh you beauty...